El mercado inmobiliario español, entre los principales motores de atracción del inversor europeo

Servihabitat Trends, en su informe sobre “Inversión y servicing en el mercado español”, analiza las principales claves sobre el futuro del sector financiero-inmobiliario de la mano de los profesionales del ámbito de la inversión, la consultoría y el inmobiliario.

Los más de 70 decisores que han participado en este nuevo documento confirman que España sigue manteniendo un elevado atractivo inversor. Y es que el 42% de los expertos consultados consideran que es el país que más interés despierta en Europa, seguido, a mucha distancia, de Reino Unido (15%) y de Italia (12%).

Entre las principales motivaciones de inversión en España destacan, principalmente: el atractivo que genera el sector inmobiliario español frente al de otros países, las expectativas de revalorización de los activos por las previsiones de incremento en los precios y el gran volumen de transacciones junto con el tamaño del mercado.

Así pues, los representantes de los diferentes ámbitos profesionales vinculados al sector financiero-inmobiliario auguran que habrá nuevos fondos invirtiendo en el país en los próximos años.

La mayoría de las operaciones de compraventa de grandes carteras se llevarán a cabo en dos años, con los préstamos con colateral inmobiliario como protagonistas

En 2015 se estima que se transaccionaron más de 25 grandes carteras, cuyo valor superó los 12.000 millones de euros (incluyendo activos secured y unsecured). Se prevé que este volumen se mantenga constante o aumente durante este año, llevándose a cabo entre 18 y 22 operaciones por un valor que superará los 12.000 - 14.000 millones de euros.

Prácticamente todos los expertos del sector financiero-inmobiliario consultados creen que participarán en transacciones de portfolios en España en 2016, incrementándose así el número de personas que han estado involucradas en dichas operaciones durante el anterior ejercicio, tanto en el mercado español como en otros países europeos. El volumen actual de esta tipología de carteras, según los profesionales, será suficiente para como mínimo tres años, aunque el 64% de los consultados vaticina que en los próximos dos ejercicios se concentrará el mayor número de operaciones de grandes carteras.

En cuanto a tipología de activos, los préstamos con colateral inmobiliario serán los más transaccionados, conformados en un 56% por préstamos morosos y en un 36% por carteras mixtas (morosas, subperforming y performing), según el 67% de los participantes. Además, más de la mitad de los encuestados piensan que la mayoría de activos irán destinados a préstamos promotores, asumiendo un peso importante las promociones terminadas, seguidas del suelo.

Por lo tanto, se confirma la tendencia a la inversión en el mercado de los activos financieros españoles, que desde hace un par de años presenta mayores oportunidades y despierta interés en portfolios que evolucionan cada vez más desde los REDs residenciales terminados hacia los mixtos. Destaca, además, un dato muy significativo: el repunte firme del RED de suelo, que refuerza las oportunidades de desarrollo de nuevas promociones que presentan algunas zonas, al haber alcanzado la situación de stock técnico.

Los encuestados opinan, por otro lado, que el vendedor tiene un papel fundamental en el cierre de las operaciones, pues el 73% de las transacciones que quedan paralizadas pueden deberse a su actuación, principalmente por las elevadas expectativas de precio o por el hecho de no disponer de suficientes provisiones. Y es que tan solo el 14% de los expertos del sector financiero e inmobiliario opina que la situación política está desincentivando los acuerdos en el mercado.

Los servicers se consolidan como principales motores de la comercialización de inmuebles en España

Actualmente, los servicers gestionan el 30% de las ventas globales anuales de vivienda en nuestro país, lo que supone, en conjunto, más de 280.000 millones de euros en valor de activos financieros e inmobiliarios. Se reafirma así la consolidación de estas entidades a lo largo de los últimos años y se prevé que crezcan en cuanto a volumen de transacciones de inmuebles bajo gestión.

Dentro del amplio abanico de servicios que ofrecen, estas compañías han entrado con fuerza en el ámbito del advisory, pues cada vez son más los inversores que requieren del conocimiento experto de estas entidades para el análisis del mercado en el que operan. En este sentido, los servicers están apostando decididamente por penetrar en la consultoría, ya que su profundo y especializado conocimiento del sector y de los procesos les permite establecer planes de negocio y análisis de rentabilidades muy adaptadas a cada necesidad de inversión en concreto.

Las sinergias existentes entre los diferentes servicers que operan hoy en día en el mercado, junto con el incremento de la base de los clientes hacen creer a los expertos que el futuro de estas compañías pasa por la concentración en el sector. El 43% de los profesionales opina que los players se podrían reducir entre un 25% y un 50% de los que existen actualmente, posibilitando la creación de estructuras más eficientes, con robustas herramientas tecnológicas que permitan optimizar todavía más la gestión de las carteras.

Para consultar el documento le invitamos a visitar el siguiente enlace:

Acceder al resumen ejecutivo